Mamá es necesaria siempre

 

Un divertido video pero dice mucho sobre la importancia de una madre no sólo cuando uno es niño, sino también adulto.
Porque las mamás nunca terminamos de, alguna manera, educar. Es un trabajo para toda la vida. Las madres vamos cambiando de rol y funciones de acuerdo a la edad de nuestros hijos. En la primera infancia nos preocupamos más por su desarrollo físico y emocional, luego por el emocional y el psicológico. Sin embargo, en todas las etapas, el crecimiento espiritual en nuestros hijos debe ser una prioridad. Porque un ser humano tiene tres dimensiones: cuerpo, mente y espíritu. Si uno de los dos no está bien, el resto, indefectiblemente, sufre.
No dejemos que la bulla de afuera nos quite el foco. Una madre es la guardiana del espíritu de sus hijos. Y es una tarea para toda la vida.

La Mamá Oca